Propiedades físicas del Ozono

Peso molecular (PM)......................................47,998

Temperatura de condensación .....................- 112 º C

Temperatura de fusión ................................ -197,2 º C

Densidad ....................................................... 2,144 gr/L

Densidad (líquido a –182 º C) ........................ 1.572 gr/cm 3

Peso del litro de gas (a 0º y 1 átm.) ............... 1,144 gr.


>  Física del Ozono
Su estado natural es el gaseoso, encontrándolo en el aire, cerca de la superficie de la Tierra, en muy pequeñas cantidades, siendo su proporción aproximada de 20 ppmm (partes por mil millones) o 0,02 ppm (partes por millón). En verano puede llegar a subir hasta los 100 ppmm o 0,1 ppm.
FÍSICA DEL OZONO
Los distintos estados del Ozono

Podríamos llegar a condensar el Ozono. En ese estado, el líquido resultante sería muy inestable y de color azul índigo.

Si llegáramos a congelarlo, lo observaríamos como un sólido de color negro-violeta.

En estos dos estados, dado su gran poder oxidante, la sustancia resultaría muy explosiva.



Descomposición del Ozono

En condiciones normales, el Ozono, puede llegar a demorar incluso más de una hora en reconvertirse nuevamente en oxígeno, siendo dicha transformación más rápida en el aire que en un líquido. Generalmente, en agua limpia no aparecen trazas de Ozono después de 90 minutos.

Cuando mejor funciona es con aire frío y agua fría. De forma natural, a partir de los 40º C podríamos decir que empieza a descomponerse a mayor velocidad.

Podemos descomponerlo rápidamente en presencia de oxígeno a temperaturas mayores de 100° C, al igual que a temperatura ambiente en presencia de catalizadores como el dióxido de manganeso (MnO2).
El poder oxidante del Ozono

El gran poder oxidativo que tiene el Ozono con los patógenos microscópicos se hace patente también en los metales con los que llegue a tener contacto. Por su altar reactividad, no sirve cualquier material para entrar en contacto con el Ozono, debeiéndose tener especial cuidado cuando aplicaquemos agua altamente ozonizada a metales no preparados para soportarlo. Esa es la razón de que, en la fabricación de generadores de Ozono y sus complementos y accesorios, se evite utilzar materiales que puedan ser dañados por la oxidación del Ozono.

Los materiales más indicados por su resistencia al Ozono son el acero inoxidable 316 L (utilizado en marinería), titanio puro de Segundo grado, vidrio Pirex, Teflon Viton, PUR (poliuretano) y PVC (Polivinilo), PVDF (Fluoruro de Polivinilideno o Difluoruro de Polivinilideno)

En general, podemos pensar que cualquier manguera de material plástico resistente al agua caliente aguantará el Ozono o el agua ozonizada.
El O2 como materia prima del Ozono

El oxígeno, en estado natural, es el elemento más extendido de nuestro planeta, constituyendo el 46 % del peso de la corteza terrestre (en forma de óxidos, silicatos, etc.), el 89 % del peso de todo el agua del globo terrestre, el 21 % del aire que respiramos, el 62 % del peso del cuerpo humano.

En su forma más conocida, (21% del aire), favorece la combustión y se trata de un gas incoloro, inodoro, insípido e indispensable para la vida de los seres humanos.
Física del Ozono
El Ozono NO es explosivo

El Ozono (O3) está compuesto por tres átomos de oxigeno (O1), el mismo oxígeno que contiene el aire que respiramos, así que será tan explosivo como podría serlo el aire.
El Ozono se convierte en un contaminante cuando se mezcla con los hidrocarburos, como es el caso del dióxido de carbono y el óxido de nitrógeno de las emisiones de automóviles y fábricas.

Los científicos, al haberse centrado en los efectos negativos de inhalar los derivados del Ozono, se ha ignorado de forma sistemática y durante mucho tiempo los aspectos médicos del gas aplicados por vía intravenosa o a través de la piel.













Copyright © 2014-2017 Top Ozono. Todos los derechos reservados  |  Aviso legal  |  Protección de datos  |  Financiación y Subvenciones  |  Contacto

Ingeniería mediambiental para la Desinfección definitiva y ecológica del Aire y del Agua